14
Tue, Aug

COLABORAN HERBOLARIOS EN DIAGNÓSTICO PARA LA IMPLEMENTACIÓN EN MÉXICO DEL PROTOCOLO DE NAGOYA

Nacional
La Federación Nacional de la Industria de Herbolaria y Medicina Alternativa, Tradicional y Naturista (FNIHMATN) sostuvo una reunión de colaboración con los
La Federación Nacional de la Industria de Herbolaria y Medicina Alternativa, Tradicional y Naturista (FNIHMATN) sostuvo una reunión de colaboración con los representantes del Programa de las Naciones Unidas para el Desarrollo (PNUD) para colaborar en el proyecto de Fortalecimiento de las Capacidades Nacionales para la implementación del “Protocolo de Nagoya sobre el acceso a los recursos genéticos y la participación justa y equitativa de los beneficios derivados de su utilización”, el cual se desarrolla en México a través de la alianza GEF-PNUD-SEMARNAT.

Emmanuel Zúñiga, presidente de la FNIHMATN, informó que la reunión tuvo como objetivo proporcionar información y compartir experiencias que sirvan en el desarrollo de un diagnóstico que describa la situación actual en México en cuanto a su capacidad real para seguir los principios y prácticas que el Protocolo sugiere.

“La PNUD tiene interés en conocer el contexto actual del sector herbolario para entender sus perspectivas para contribuir en el diseño de la estrategia nacional de implementación y comunicación del Protocolo”, comentó Alejandro Callejas, Coordinador Nacional del Proyecto GEF-ABS Programa de las Naciones Unidas para el Desarrollo en México PNUD-SEMARNAT.

El propósito del diagnóstico es identificar necesidades de información y conocimiento así como detectar los retos e iniciativas para que los grupos de actores claves (industria, academia e investigadores, organizaciones sociales, pueblos indígenas, comunidades locales) representen una oportunidad para el diseño de una estrategia nacional que permita la adecuada implementación del Protocolo en México.

El Protocolo de Nagoya es un tratado internacional que se basa en la aplicación del Convenio sobre la Diversidad Biológica (CDB) con tres objetivos principales: la conservación de la diversidad biológica, la utilización sostenible de sus componentes y la participación justa y equitativa de la población en los beneficios que se deriven de la utilización de los recursos genéticos (material de origen vegetal, animal, microbiano o de otro tipo que contengan unidades funcionales de la herencia, como plantas medicinales y cultivo agrícola).

En la reunión, miembros de la FNIHMATN comentaron que la regulación sanitaria que se aplica al sector herbolario no es adecuada porque siendo un sector de micros y pequeñas empresas de producción semi-industrial y a veces hasta artesanal y de poco poder económico, es normado de la misma manera que los grandes laboratorios farmacéuticos.

“Hemos trabajado en sensibilizar a las autoridades en la necesidad de que el sector sea regulado pero con una NOM acorde a nuestra realidad y que fomente nuestro desarrollo. También hemos trabajado en el reconocimiento de figuras como parteras, asesores herbolarios y médicos naturópatas que son quienes saben la manera en que la gente puede obtener el mayor provecho de los tratamientos herbolarios”, informó Zúñiga.

“Nuestro sector -agregó- no siempre es comprendido en su totalidad por las autoridades dado que es complejo pues la cadena completa abarca al agricultor, recolector, productor de tratamientos y complementos alimenticios, a los terapeutas, los comercios y hasta la academia. En la FNIHMATN trabajamos en concientizar a las autoridades en las problemáticas de cada uno de todos esos actores”.

“Hemos estado sujetos a muchas arbitrariedades como por ejemplo cierres injustificados de comercios, multas excesivas que rebasan la capacidad de pago de las personas involucradas, y hasta la prohibición de la siembra y uso en tratamientos naturistas de plantas medicinales que por siglos han formado parte de la herbolaria mexicana y que hora sólo están siendo utilizadas y hasta explotadas por firmas transnacionales”.

“Afortunadamente las autoridades han mostrado buena disposición y estamos próximos a la firma de un Acuerdo Nacional con la COFEPRIS para lograr un nuevo modelo regulatorio que impulse el desarrollo del sector herbolario en el país”, finalizó Zúñiga.



Sobre la FNIHMATN

Representa a los campesinos que siembran y recolectan plantas medicinales así como a los productores de remedios, tratamientos y suplementos alimenticios con ellas elaborados, a los locales que los comercializan y a los terapeutas que los usan y recomiendan. Su objetivo es defender, preservar y difundir la medicina tradicional indígena herbolaria así como las medicinas naturistas y alternativas que de ella se desprenden o que de alguna forma hacen uso de las hierbas y plantas cosechadas por los campesinos mexicanos.

BLOG COMMENTS POWERED BY DISQUS