21
Wed, Aug

Inicia la Cámara de Diputados las audiencias públicas para la creación del Instituto de Salud para el Bienestar

Cámara de Diputados
Al iniciar las Audiencias Públicas de Parlamento Abierto para la creación del Instituto de Salud para el Bienestar, el presidente de la Junta de
Al iniciar las Audiencias Públicas de Parlamento Abierto para la creación del Instituto de Salud para el Bienestar, el presidente de la Junta de Coordinación Política (Jucopo), diputado Mario Delgado Carrillo, manifestó que la iniciativa para crear este órgano, es la estrategia del gobierno federal para cambiar de manera radical estos servicios en el país.



El objetivo, afirmó, es iniciar la ruta que nos lleve a la prestación universal de servicios médicos a toda la población, con acceso a medicamentos y sustituir el Seguro Popular que, a 15 años de su instrumentación, muestra claras insuficiencias y ha propiciado niveles muy graves de corrupción.



Refirió que en las últimas semanas el Presidente de la República ha recorrido clínicas y hospitales de distintas entidades, lo que le ha permitido tener un diagnóstico muy claro de las condiciones en las que se encuentra el sistema de salud.



“Él lo dice, en público y en privado, de las peores cosas que recibió como presidente fue el sistema de salud, un sistema en decadencia, insuficiente, enfermo de una profunda corrupción y que tiene que ser atendido”, expresó.



Recordó que “ya es una práctica común en la legislatura que las reformas más importantes se abren, se discuten y procesan mediante parlamento abierto, porque sabemos que la opinión de los expertos y de todos los interesados puede enriquecer las iniciativas que se presentan”.



Agregó: “Qué bueno que hacemos este análisis y este diagnóstico de manera abierta para llegar a las mejores conclusiones y tener una reforma que le sirva a nuestro país y que sea en beneficio de la salud de todos los mexicanos”.



Al inaugurar estas audiencias, el secretario de Salud, Jorge Carlos Alcocer Varela, hizo votos porque sean productivas en el intercambio de ideas de conocimientos y sentimientos por el bien de la salud de los mexicanos.



Señaló que México vive tiempos de resistencia al cambio, en un proceso que conjuga la influencia de valores culturales, su implicación en la transformación misma, los beneficios percibidos y la autoestima,



Esos factores, dijo, tienen efecto en comportamientos resistentes a iniciativas de cambio, y se pondera la capacidad de la autoestima en el trabajo para condicionar el efecto de los valores culturales sobre la resistencia del profesional de la salud.



Por eso, agregó, no se debe llegar “al extremo de que el individuo se resista al cambio y se ignoren las consecuencias, las oportunidades de entender y resolver los problemas reales de la sociedad que afronta un proceso de transformación”.



El vicepresidente de la Mesa Directiva de la Cámara de Diputados, Marco Antonio Adame Castillo (PAN), expresó que para legislar sobre salud todos están convocados y debe ser una política social de Estado, por tanto, “debe estar más allá de cualquiera programa, proyecto o apetito menor o secundario; mucho más allá de los colores partidistas, de los periodos administrativos o de gobierno, porque la salud no tiene colores partidistas ni políticos, tiene que ver con la vida y el bienestar de los mexicanos”.



Luego de afirmar que “con la salud todo y sin la salud nada”, expuso que este derecho humano fundamental fue reconocido en la Constitución a partir de la década de los 80.



Subrayó que, a partir de hoy, se discutirá con apertura y en la pluralidad todo aquello que permita mejorar el Sistema Nacional de Salud y versará sobre si las iniciativas que se proponen pueden crear el Instituto de Salud para el Bienestar.



Adame Castillo hizo votos para que estas audiencias sean el espacio de reflexión abierto sobre la evolución del sistema de salud, pues en esta materia los cambios no son saltos cuánticos, sino procesos que requieren de una enorme elaboración y participación, tal como se ha visto en los últimos 30 años, una evolución constante y sistemática del Sistema Nacional de Salud con mejoras innegables y con muchos retos que todavía quedan por resolver.



Se manifestó para que haya un buen diagnóstico; no obstante, dijo, éste se logra profundizando en la información. “Va más allá de cualquier aproximación momentánea al tema y de cualquier dato que puede ser aislado y descontextualizado. Se requiere revisar con toda atención lo que ha sucedido a lo largo de los años y la contribución que cada generación ha dado para estar en condiciones de que las decisiones que se van a tomar ahora contribuyan a mejorar el presente y futuro de la salud en México”.



Puntualizó que existe la mejor disposición de aportar una reflexión que contribuya a la legislación en salud que el país necesita y, en ese sentido, será necesario revisar qué tan conveniente es o no para el país esta iniciativa, en qué medida va a contribuir esa intención de desaparecer o modificar el Seguro Popular, y tomar decisiones sobre el Fondo de Aseguramiento para Daños Catastróficos, y cómo lograr una mayor inversión a fin de garantizar este derecho fundamental, y que sea en transparencia y en un régimen democrático de legalidad.



La presidenta de la Comisión de Salud, diputada Miroslava Sánchez Galván, subrayó que lo que se busca es el bien para la ciudadanía y “estamos dispuestos a trabajar, a ser congruentes y a participar activamente y aportando para que este proyecto de creación del Instituto Nacional de Salud del Bienestar sea algo que realmente aporte a la población sobre todo a la más vulnerable”.



Expresó su convicción de que “este ejercicio democrático y abierto nos ayudará a contar con los elementos necesarios para elaborar un dictamen robusto, serio, debidamente fundamentado y motivado, completo y enriquecido con las opiniones de personas calificadas y conocedoras del tema, y que sirva de plataforma para la construcción de una institución que garantice el acceso a los servicios de salud a la población más vulnerable y desprotegida”.



Sánchez Galván recordó que hace unas semanas el diputado Mario Delgado Carrillo (Morena) presentó una iniciativa con proyecto de decreto por el cual se reforman, adicionan y derogan diversas disposiciones de las leyes General de Salud, de Coordinación Fiscal y de los Institutos Nacionales de Salud, en materia de acceso a los servicios de salud y medicamentos asociados para las personas que no poseen seguridad social, la cual fue turnada para su dictamen a la Comisión que preside, y para opinión a la Comisión de Hacienda.



Explicó que la Comisión de Salud acordó celebrar estas audiencias públicas, a fin de allegarse de elementos suficientes hacia un proceso de dictaminacion que incluya las voces y opiniones de funcionarios, trabajadores de la salud, expertos, investigadores, académicos, organizaciones de la sociedad civil y ciudadanos en general.



El diputado Manuel Huerta Martínez (Morena) señaló que la salud es un tema que no tiene colores porque involucra a todos niveles de atención médica y es un problema de financiamiento. No obstante, dijo, existe mucha corrupción en el sistema, por ello, “hay que sanear”.



Indico que si México es la economía número 13 a nivel mundial, se debe reflejar en todos niveles, “porque no es nada más un membrete para adornarnos”. Celebró estas audiencias porque es un tema de todos y “estaremos aquí para dar nuestras opiniones; debemos privilegiar a la democracia en esta mesa”.



Por el PAN, el diputado Éctor Jaime Ramírez Barba señaló que “el financiamiento de los impuestos de los mexicanos debe ser distribuido entre toda la población derechohabiente y no derechohabiente; las reformas previas en el IMSS y en el ISSSTE marcaban con mucha claridad también cuál era el financiamiento que con los impuestos públicos tenemos que avanzar”.



Argumentó que se está a favor de que los impuestos públicos sean los que mantengan este sistema de servicio a la salud, pero no a que exista inequidad financiera.



Frinné Azuara Yarzábal, diputada del PRI, hizo un reconocimiento a los médicos, a las enfermeras y a las empresas que han participado en lograr que muchos mexicanos tengan hoy mayor acceso a los servicios de salud.



Expuso que es fundamental escuchar todas las opiniones, ya que se tienen nuevos retos, pues salud es cobertura, universalización, calidad, integralidad y tiene que ver mucho con los recursos. “México tiene que seguir aportándole; debe tener más montos del Producto Interno Bruto a este rubro y lograr la universalización de los servicios de salud con calidad”.



El diputado Francisco Favela Peñuñuri (PT) comentó que los legisladores deben tener voluntad política, ya que los mexicanos han sufrido en materia de salud; asimismo, que se transparente y vigile el presupuesto que se le dará a este programa.



Resaltó que la creación del Instituto Nacional de Salud del Bienestar sea algo que realmente beneficie a la población, sobre todo a la más vulnerable. “Nos duele que a familias mexicanas no les han dado medicamentos los gobiernos pasados”.



De MC, la diputada Martha Tagle Martínez aplaudió este parlamento, pues el tema de salud debe ser abordado a profundidad y con todos los sectores; no obstante, llamó a que las audiencias públicas “no sólo sean un espacio de discusión sin escuchar, ya que el proceso de dictaminación no sólo puede girar en torno a una iniciativa de un diputado, sino tiene que ser amplia sobre lo que se requiere en el sistema”.



Indicó que el tema de salud no es político-partidista, pues debe verse desde la más amplia visión ciudadana; es un derecho fundamental de los mexicanos que no solamente está o debe estar centrado en la parte de la atención. “El Estado le sigue debiendo mucho a la población en este rubro: debemos hablar de cobertura y de calidad de los servicios; se necesita revisar para fortalecer el Seguro Popular en lugar de destruirlo”.



El diputado Emmanuel Reyes Carmona (sin partido) dijo que los graves problemas de salud se deben a la corrupción que dejaron las administraciones pasadas, por lo que se trabajará en esta iniciativa para garantizar que se haga una propuesta integral y al alcance de todos los mexicanos. “Se está planteando la posibilidad de que esta Cámara de Diputados pueda autorizar más de 500 mil millones de pesos para poner en marcha este sistema que beneficiará a los mexicanos”.



Manifestó que esta propuesta es la que requiere México; sin embargo, es importante conocer cómo se encuentra el sector de salud en estos momentos, y cuál sería la mejor estrategia que se pueda conjuntar con el sector empresarial para que acompañe al sector público en materia de salud.



Posteriormente, la legisladora Sánchez Galván detalló que las audiencias públicas de Parlamento Abierto, con respecto a la creación del Instituto de Salud para el Bienestar, se llevarán a cabo los días 7, 8 y 9 de agosto, con seis mesas de trabajo y 500 ciudadanos inscritos.



La mesa I, “La transformación del sistema de salud pública”; la mesa II, “El Instituto de Salud para el bienestar”; mesa III, “El acceso y gratuidad a los servicios de salud, su integración y financiamiento”; la mesa IV, “Federalismo y salud, distribución de competencias y los sistemas estatales de salud”; la mesa V, “Generación de condiciones que garanticen a la población el goce de un estado completo de bienestar y la participación de la comunidad” y, finalmente, la mesa VI “Transparencia, fiscalización y evaluación de nuevos sistemas de salud”.



Precisó que las audiencias iniciarán todos los días a las 10:00 de la mañana, en el turno matutino, y a las tres de la tarde en el turno vespertino.






BLOG COMMENTS POWERED BY DISQUS